lunes, 27 de junio de 2011

Anabel Hernández: "Los Señores del Narco"


ZETA Semana del 24 a 30 de junio de 2011

Estado al servicio de “El Chapo”
Guzmán Loera asegura que los hermanos Ruffo Appel eran socios de los Arellano.

* En entrevista, la periodista Anabel Hernández asegura: “Lo que se vive hoy en Tijuana, esta supuesta paz, es porque el ‘Chapo’ Guzmán ya tomó posesión de la plaza”.

* “El narcotráfico y la política mexicana son una sola cosa”.

* “Los narcos no matan a Calderón porque no quieren”.

* “Antes de Vicente Fox había protección del Estado para todos los cárteles de la droga. Hoy sólo para ‘El Chapo’”.

* “Nacho Coronel está muy bien”.

* “¿Quién va a ganar la Presidencia? ¿El cártel que tenga más dinero?”.

* “Hoy vivimos en un narco-Estado”.


Isaí Lara Bermúdez
Enrique Mendoza Hernández


Ante más de 350 personas en el vestíbulo de El Cubo del Centro Cultural Tijuana (CECUT), el martes 21 de junio la periodista Anabel Hernández presentó su más reciente título, “Los Señores del Narco”, bajo el cuidado editorial de Random House Mondadori.

La periodista llegó dispuesta a señalar a aquellos que protegen al narcotraficante Joaquín “El Chapo” Guzmán, “… desde el Presidente Felipe Calderón, el secretario de Seguridad Pública, Genero García Luna; Juan Camilo Mouriño, ex secretario de Gobernación; a ex presidentes, desde Luis Echeverría Álvarez hasta Vicente Fox”, tesis plasmada en su libro “Los Señores del Narco”.

“La estrategia de la guerra de Felipe Calderón es combatir a los enemigos de ‘El Chapo’”, aseguró Anabel, y lo respalda con las versiones publicadas en su obra convertida en un éxito editorial y comercial, con seis reimpresiones y más de 50 mil copias vendidas en medio año.

La autora concedió una entrevista a ZETA, misma que se reproduce a continuación.

— En tu libro se puede entender fácilmente, pero explícanos si es posible entender la política sin el narcotráfico y a la inversa; si se podría explicar y analizar el narcotráfico sin la política…

“Yo diría que no, yo diría que desde hace muchas décadas el narcotráfico y la política mexicana son una sola cosa. Lo que pasa es que a lo largo de las décadas, esta correlación de fuerzas ha ido modificándose conforme los narcotraficantes mexicanos fueron adquiriendo una mayor fortaleza económica, eso fue lo que fue cambiando el equilibrio de poderes. Aunque han estado juntos desde hace muchas décadas, antes el gobierno, de acuerdo a la investigación que yo hice, sí ejercía cierto control.

“Había complicidad, había corrupción, por supuesto que sí, pero había cierto control sobre los narcotraficantes. Jamás en el gobierno de Luis Echeverría hubiera uno imaginado que iba a haber este baño de sangre, pero conforme fueron cambiando los narcotraficantes, es decir, fueron haciéndose más ricos, fueron rompiendo este control del Estado, y en vez de pagar grandes sumas de dinero a un Gobierno Federal en su conjunto, fueron sobornando militares, policías, gobernadores, pulverizando la corrupción y haciéndola más extendible”.

— ¿Qué reacciones han tenido los políticos que están involucrados y que mencionas en tu libro, como el propio Genaro García Luna, secretario de Seguridad Pública Federal, por ejemplo?

“Mira, yo te diría que evidentemente con mucho enojo. Ellos y los empresarios, porque a los narcotraficantes en realidad no les importa que uno hable de ellos; ‘El Chapo’ Guzmán, ‘El Mayo’ Zambada, a ellos les da igual, ya saben que son una leyenda negra pública y no tienen nada que perder al respecto; cuando hay realmente un enojo es cuando se habla de empresarios, de políticos o de funcionarios públicos que están ahorita en plena vigencia de su poder y que sí ven trastocados sus intereses con el libro. Por ejemplo la editorial tenía una gran inquietud cuando yo revelo que los hermanos Vázquez Raña, Olegario y Mario fueron protectores del narcotráfico durante mucho tiempo, y que incluso se habla de que lavaron dinero y ese tipo de cosas. Por lo pronto yo tengo la prueba fehaciente de que en el hangar que ocupaban en el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México, se guardaban los aviones de Amado Carrillo Fuentes, de ‘El Chapo’ Guzmán y del ‘Güero’ Palma, y que de esos aviones se subía y se bajaba dinero y droga.

“La editorial tenía cierta preocupación de que los Vázquez Raña, utilizando sobre todo Olegario a sus medios de comunicación, tanto Excélsior, como todo el Grupo Imagen, hicieron una campaña en contra de (‘Los Señores del Narco’), y sin embargo, pues han quedado totalmente callados, porque este tipo de gente es el tipo de gente que no hace protestas públicas, porque sabe que pierde más entre más se conozcan estos asuntos; saben que no pueden hacer protestas públicas porque saben que están metidos, que hay pruebas que los evidencian de que están metidos en el narco o en algún momento empresarial de sus vidas en el narcotráfico, y prefieren quedarse callados.

“En el caso por ejemplo de Genaro García Luna, públicamente no ha dicho nada, públicamente no ha desmentido ni una línea de mi libro, públicamente no ha presentado ni una denuncia civil, que en todo caso sería lo que correspondería si él se sintiera que yo lo estoy difamando; lo que sí ha hecho es soterradamente estarme amenazando de muerte, desde diciembre pasado yo fui informada de que supuestamente García Luna estaba contratando gente para matarme. Estas molestias, tanto en grupos empresariales como en funcionarios públicos, son enterradas, no son tan públicas, no son batallas que se den públicamente porque a esta gente no les conviene, porque no tienen cómo refutar el contenido de libro”.

— En el caso del secretario de Seguridad Pública, ¿cómo te explicas que Calderón lo mantenga ahí? A lo mejor puede ser o no su decisión, ¿cómo es que se mantiene ahí después del costo político?

“Mira, yo lo que te diría está por supuesto lo que yo narro en el libro, que está perfectamente documentado fehacientemente que Genaro García Luna y su gente han sido imputados de tener vínculos con el Cártel de Sinaloa y de proteger a grupos de secuestradores desde hace muchos años. No es un asunto nuevo y Felipe Calderón lo sabía; en la época de transición entre el gobierno de Vicente Fox y de Felipe Calderón hubo una reunión de militares en activo, de militares de muy alto rango, que se reunieron con Juan Camilo Mouriño en un restaurante de la Ciudad de México. Estos militares, ante el rumor de que supuestamente García Luna iba a ocupar el puesto de director del CISEN, le entregan a Juan Camilo Mouriño un expediente con fotografías de Cárdenas Palomino, de Igor Labastida, de Edgar Millán, de Facundo Rosas Rosas y de otros funcionarios públicos muy cercanos a García Luna, sentados con los Beltrán Leyva, con ‘El Chapo’ Guzmán y con ‘El Mayo’ Zambada.

“Juan Camilo Mouriño recibe el expediente, recibe las fotografías y dice ‘nosotros no sabíamos esto, se lo vamos a informar inmediatamente al Presidente’. Los militares pensaron que ya habían cumplido con su trabajo, que Genaro García Luna seguramente no iba a aparecer mucho menos como director del CISEN (Centro de Investigación y Seguridad Nacional); cuál es su sorpresa que la madrugada del primero de diciembre pasado, todos sabemos cómo Felipe Calderón tomó posesión, bueno, se enteran de que nombra… no sólo no lo nombró como director del CISEN, lo nombró como secretario de Seguridad Pública Federal.

“Yo la información que he recibido a raíz de la publicación del libro, y que me han dicho panistas de mucho nivel, es que hay secretarios de Estado que le han entregado al Presidente de la República expedientes actuales de la colusión de García Luna y su equipo con el Cártel de Sinaloa, y lo que el Presidente les responde, dándoles una palmadita en el hombro, es diciéndoles ‘déjenlo actuar, que estamos en guerra’”.

— En un juego de especulación, ¿qué pasaría si las aspiraciones presidenciables de Genaro García Luna se cumplen? ¿Se lo imagina de presidente del país?

“Bueno, yo tengo entendido que sí las tiene, las ha tenido desde que estaba en la AFI (Agencia Federal de Investigación) y las sigue teniendo ahora, claro, él puede creer lo que se le ocurra. Otra cosa es que haya alguien que se lo tome en serio y lo solape, el problema es que pareciera que ya hay un alguien.

“Esta serie televisiva de ‘El Equipo’, que apenas vimos una primera parte, no se ha acabado, de aquí al 2012 vamos a ver otras temporadas producidas por Pedro Torres, exaltando la imagen de Genaro García Luna y este equipo nefasto que tiene, tratando de cubrirles las espaldas, tratando de limpiar un poco la pésima imagen pública que tienen… Esta serie televisiva no se le ocurrió a Genaro García Luna, esta serie televisiva fue supervisada directamente por Alejandra Sota, la vocera del Presidente de la República, que no ha hecho lo mismo con el secretario de Educación Pública, yo no veo que tengan alguna serie televisiva, de donde hable o él explique el gran valor que tienen las telenovelas, ni veo tampoco al secretario de Desarrollo Social en una serie televisiva exaltando cuantos pobres menos hay en México. Sólo vemos una serie televisiva que está en torno al peor funcionario, sin duda alguna, del gabinete.

“¿Qué pasaría?, pues realmente no me puedo ni imaginar. Cuando yo platicaba estas aspiraciones la gente se reía de mí, me decía, ‘bueno, pues es que cómo crees, apenas si puede hablar, imagínate tomando posesión a este hombre’. Pero de la risa estamos pasando a una verdadera posibilidad, porque mientras los panistas están peleándose la candidatura, pues García Luna está con su serie televisiva, con sus spots, con su Día del Policía Federal, con sus condecoraciones, pues; ganando según él rating, claro…”.

— ¿Cuál sería tu hipótesis respecto a los avionazos de Camilo Mouriño y todos los que últimamente se han venido dando en los últimos años? ¿Está el narcotráfico detrás de todo esto?

“Mira, para escribir el libro de ‘Los Señores del Narco’, aunado a todos estos años de asuntos de amplia investigación, me senté con gente directamente vinculada a los diferentes cárteles, hablé con gente de ‘El Chapo’ Guzmán, hablé con gente de Arturo Beltrán Leyva, hablé con gente de ‘El Mayo’ Zambada, hablé con gente de Heriberto Lazcano, el líder de ‘Los Zetas’ y con gente del Cártel del Golfo, y en estas entrevistas que estuve haciendo, gente de ‘El Mayo’ Zambada me afirmó que supuestamente el avionazo en el que murió Juan Camilo Mouriño fue un atentado en realidad de ‘El Mayo’ Zambada por cobrarse un acuerdo y no cumplir. Para los narcotraficantes el que paga manda, y una vez que recibiste dinero, no hay manera de echarte para atrás, de que ‘ya no quiero, mejor te lo regreso, ya no se diga más del asunto’. Mucha gente ha perdido de vista que unos días antes del avionazo fue capturado casi de manera accidental, ridícula, el hermano de ‘El Mayo’ Zambada en la Ciudad de México, en la colonia Linda Vista, Reynaldo Zambada.

“El Gobierno Federal pasó más de veinticuatro horas sin decir que uno de los detenidos era hermano de ‘El Mayo’ Zambada porque estaba en las negociaciones de liberarlo; cuando el gobierno de Estados Unidos ve que uno de los detenidos es Reynaldo Zambada, ya el Gobierno Federal no puede concretar la… pues dejarlo libre, e incumplen este acuerdo con ‘El Mayo’ Zambada, y supuestamente ‘El Mayo’ Zambada se cobra esta factura de esta manera tan brutal, dándole al Presidente en lo que más le dolía, sin duda alguna, y en lo que más le sigue doliendo.

“Ésa es la versión del crimen organizado, a mí lo que me sorprendió es cuando quise encontrarle cuerpo a esta versión del crimen organizado y empiezo a hablar con familiares de Juan Camilo Mouriño, me corroboran lo mismo; la familia de Juan Camilo Mouriño está absolutamente convencida de que fue un atentado. Yo a principios de año fui a presentar mi libro a Campeche, de donde es la familia de Juan Camilo Mouriño. Al terminar mi presentación se acerca a mí una de las amistades más cercanas a Juan Camilo Mouriño, a su madre, esta persona me pide tomarse un café conmigo y lo único que hace es ampliarme la versión de que efectivamente, la familia de Juan Camilo Mouriño está convencida de que fue el crimen organizado; pero no sólo está convencida la familia de Juan Camilo Mouriño, sino que el Presidente Felipe Calderón lo sabía y lo sabe”.

— Eso significa que así como el crimen organizado tuvo o pudo haber tenido participación en el avionazo de Juan Camilo Mouriño, ¿igual puede tener acceso al avión presidencial?

“Lo que dicen los narcos es que no han matado al Presidente porque no han querido, tienen baterías anti-aéreas, tienen lanza-misiles, tienen el armamento más sofisticado que uno pueda pensar; no lo han matado, dicen ellos, porque no han querido, porque pese a todo, en este río revuelto, los narcos siguen ganando, hoy en México se producen más toneladas de marihuana, de acuerdo al reporte de la ONU de marzo pasado; hoy en México se producen más dosis de metanfetaminas; hoy en México hay más drogadictos, el consumo de crack aumentó en 600 por ciento en cinco años; el consumo en la población femenil aumentó el 100 por ciento en cinco años, sobre todo entre la población entre 12 y 18 años, de acuerdo a las propias encuestas, la Encuesta Nacional de Adicciones del Gobierno Federal. Han ganado, siguen ganando, a ellos les sigue conviniendo toda esta violencia, para ellos estos cuarenta mil muertos son ganancias, no han perdido nada.

“Bueno, tan no han perdido nada que hoy la DEA es capaz de decir que hay un narcotraficante mexicano llamado Joaquín Guzmán Loera, que es el narcotraficante más poderoso de todos los tiempos, del mundo, no de México, ¡del mundo!, claro que están ganando con esta situación… claro que por lo pronto no quieren al Presidente muerto, me queda claro”.

— ¿Qué pasaría si en 2012 el PRI regresara a Los Pinos? ¿Seguiría siendo “El Chapo” Guzmán el capo más poderoso del mundo?

“La fuerza, la dinámica de la guerra entre los cárteles, es tan fuerte que nada la va a parar. Es un asunto que no se va a acabar de la noche a la mañana, es un asunto que así viniera el Papa a gobernar México… es tal la violencia, el encono, el enfrentamiento, por ejemplo, del Cártel de Juárez o lo que queda el Cártel de Juárez con el Cártel de Sinaloa, que insisten en estar invadiéndose plaza; o es tal el encono de Heriberto Lazcano, el líder de ‘Los Zetas’ con ‘El Chapo’ Guzmán; o es tal el odio de Héctor Beltrán Leyva contra ‘El Chapo’ Guzmán por la muerte de su hermano y el encarcelamiento del otro hermano, que no hay manera de frenar esta dinámica, y lo peor de todo es que a través de todos estos años, cada vez que el gobierno le pega a un enemigo de ‘El Chapo’ o le corta la cabeza a Arturo (Beltrán Leyva), ¡pues le salen veinte!, y esas veinte se han convertido en pequeñas células que están distribuidas en todo el país y hacen lo que les da su gana, que ya no obedecen al ‘Chapo’, no obedecen a Héctor Beltrán Leyva ni obedecen a nadie… lo mismo ha pasado con ‘Los Zetas’, se han ido multiplicando y pulverizando, pero al pulverizarse se vuelven más peligrosos.

“El trabajo de la droga deja mucho dinero. Hoy, cuando sigo con esta investigación y me hablan de bodegas que hay en diferentes lugares de la República, donde la gente puede contratar a cincuenta, sesenta personas para contar 500 millones de dólares en efectivo, mi cabeza no me da para imaginar, y sucede. Yo estoy viendo documentos donde eso sucede. Estamos hablando que estas células, con ese poder económico, tienen el poder de corrupción, tienen el poder de comprar más droga y tienen el poder de comprar más armamento”.

— Ahora que tocas precisamente el tema de la ejecución de Arturo Beltrán Leyva y de Nacho Coronel, ¿cómo argumentas que se haya retirado, que no necesariamente fue abatido por el Gobierno Federal?

“Yo te diría que hace menos de un mes tuve una reunión con una persona que conoce a Nacho Coronel, quien me comentó que Nacho Coronel está muy bien, que se hizo injertos de pelo y que se cambió algo de la barba, pero que está muy bien. Yo hablé con gente cercana a los que hicieron la autopsia del cuerpo, y ese cuerpo que levantaron en Zapopan, por lo menos ese cuerpo de ese hombre, y también levantaron el cuerpo de una mujer, ese cuerpo no era de Nacho Coronel”.

— En tu libro hay un apartado titulado El Primer Gobernador del PAN, Protector de Narcos, se refiere a Ernesto Ruffo Appel…

“Sí…”.

— Ahora se sabe por presunción de él, que reaparece en la vida política como asesor y coordinador de la campaña política para 2012 con Josefina Vázquez Mota. No es el único caso, se repiten estos políticos que son señalados, ¿cómo se explica este reaparecer de él y de tantos más en proyectos electoreros 2012 en el caso de Ernesto Ruffo?

“La impunidad que impera en México permite ese tipo de cosas, que gente como Hank González, por ejemplo, con esta fama pública que tiene, hoy con estas actuaciones pésimamente realizadas por el Gobierno Federal, pues en lugar de salir perjudicado, pues salió beneficiado; casi, casi es una lavada de cara la que le dan al señor, lo mismo ocurre con gente como Ruffo Appel; Ruffo Appel tuvo imputaciones directas, yo tengo declaración ministerial de ‘El Chapo’ Guzmán, donde viene específicamente que Ernesto Ruffo Appel y su hermano eran amigos y socios de los Arellano Félix, que incluso el hermano de Ruffo Appel invirtió en un fraccionamiento llamado Puerta de Hierro en Guadalajara, Jalisco, y que él lo sabía porque en aquella época Ramón era su compadre, su amigo; le había ofrecido pues que le comprara en venta algunas de estas residencias o terrenos. Yo no encontré, no supe que existiera, ninguna averiguación previa abierta contra Ruffo Appel, que es lo menos que se podía hacer.

“Yo no digo que sea cierto o no, lo que dice ‘El Chapo’, lo que digo es que por supuesto que habría que investigarlo a conciencia, a ver, llamar a declarar, si tengo todas estas imputaciones, qué tiene qué decir al respecto; yo no he visto ninguna averiguación previa donde Ruffo Appel haya comparecido ante la PGR (Procuraduría General de la República) a decir si las acusaciones de ‘El Chapo’ son ciertas o falsas, y tampoco he visto alguna declaración pública, lo mismo ocurre con su hermano.

“Entonces, estamos hablando que muchos de estos personajes… si Ustedes ven, o sea, las averiguaciones previas donde hay imputaciones directas contra tanta gente, donde no hay ninguna investigación de por medio, el gobierno durante muchas décadas siempre ha sido tendencioso, por ejemplo los mismos testigos que acusan a Jesús Gutiérrez Rebollo de haber recibido dinero de Amado Carrillo Fuentes y todo, son los mismos que acusan a Raúl Salinas de Gortari, y son los mismos que acusan a Justo Ceja Martínez, secretario particular de Carlos Salinas de Gortari, y son los mismos que acusan a Carlos Salinas de Gortari.

“Yo no he visto ninguna declaración ministerial de Carlos Salinas de Gortari diciendo si es verdad o no que recibió dinero de Amado Carrillo Fuentes. Entonces siempre ha sido muy tendenciosa la justicia, la evidencia no es justicia; la justicia sólo opera para algunos grupos de poder, y me parece que uno de esos beneficiados de estos grupos de poder, fue Ernesto Ruffo Appel, en el sexenio de Vicente Fox lo nombra como comisionado de la Frontera Norte, digo, en el colmo del cinismo, y ahora queriendo aparecer en estos papeles públicos sin que nadie los cuestione, me parece que es un momento en que esta gente tenga que aclarar y sacar todos estos fantasmas que tienen detrás”.

— El caso de Tijuana se proyecta a nivel nacional como paradigma de la lucha anti-narco, al menos así se maneja desde la visión del gobierno, se pone a Tijuana como el ejemplo y como el triunfo del combate anti-narco. ¿Cómo desenmascarar esta mentira?

“Yo creo que es una de las cosas más graves que ha dicho el Presidente Calderón. Yo tuve acceso a averiguaciones previas, a investigaciones de la PGR donde se afirma que a finales del año 2001 ‘El Chapo’ Guzmán cita a un cónclave a diferentes narcotraficantes. Cita a Vicente Carrillo Fuentes, del Cártel de Juárez; Juan José Esparragoza Moreno alias ‘El Azul’; Arturo Beltrán Leyva, sus hermanos, Nacho Coronel… se sientan todos en un cónclave y ‘El Chapo’ Guzmán les propone unirse en una sola organización que se llame ‘La Federación’, y que con la fuerza de esa federación y con el apoyo del Gobierno Federal, comiencen una guerra primero por el cártel, por la plaza de Tijuana.

“Aquí no lo pueden olvidar cómo en los primeros años del gobierno de Vicente Fox, aquí hubo un baño de sangre, aquí se vivió lo que se está viviendo en Ciudad Juárez, tantos muertos. Primero estuvo la ejecución de Ramón Arellano Félix, luego la detención de Benjamín (Arellano Félix), luego la batalla por la plaza. Me parece de acuerdo a la propia gente del Cártel de Sinaloa que lo que se vive hoy en Tijuana, esta supuesta paz, es porque ‘El Chapo’ Guzmán ya tomó posesión de la plaza o está casi a punto de tomar posesión en la plaza. Estaríamos hablando de que al Gobierno Federal no le interesa limpiar a México del narcotráfico, lo que le interesa es que ‘El Chapo’ Guzmán genere un monopolio del narcotráfico, que sea el dueño de todas las plazas”.

— Incluso, ¿podríamos redefinir el concepto de Estado como del crimen organizado en su forma institucional?

“Hoy vivimos en un narco-Estado, nadie puede decir lo contrario, hoy vivimos en un narco-Estado, donde todos los niveles de poder están absolutamente penetrados, todos los niveles… no digo que todos los políticos ni todos los gobernantes.

“Yo cuando le pregunté a mis entrevistados, a los narcotraficantes, es la pregunta que siempre todos tenemos como periodistas, ‘¿bueno, qué son?’, o sea, para los narcotraficantes qué son los políticos, qué son los policías, qué son los jefes militares, y qué son los empresarios. Me contestaban que los empresarios para ellos son socios, porque es gente que según ellos, asume el riesgo de lavarles dinero, y que son partners, o sea, están al mismo nivel, pero que los políticos, policías o militares son criados, absolutamente sustituibles, porque ellos duran seis años o tres, los empresarios están ahí por siempre.

“Por eso hay tanto político muerto, porque no les importa, son desechables, porque siempre habrá alguien a quien sobornar”.

— Finalmente, ¿a quién responsabilizarías de cualquier ataque en tu contra?

“Yo a quien responsabilizaría es a Genaro García Luna y a su equipo”.

No hay comentarios.: